En este lugar del mundo

hombre-solo

Los muros quedaron en pie
sobre campos arrasados,
las risas infantiles se acallaron
ahogadas en las simas.
Los tibios expugnaron
mis ciudades más valiosas,
con tu avaricia me arrancas
una antigua reliquia.

Ahora, inerme, me planto
indómito y fuerte,
y me muestro altivo
en este lugar del mundo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s