Profanación

escribir 1Ya no voy a profanar más lugares sagrados.
Me quedo quieta y en silencio.
No hay desolación en mi mutismo,
sólo danza serena de una muñeca.
Pienso mientras miro al frente
y el viento del norte me abofetea.
Me inmoviliza y oigo crujir un mástil,
¿O son mis huesos?
¿O golpes remotos contra mi pared?
Son toques de una dignidad sepultada,
ella taladra y martillea.
Me alcanza y me zarandea.
Reflexiono y decido.
Y vuelvo a profanar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s